PICOS DE EUROPA

Trekking, Ascensiones y Escaladas
Guias de montaña de los Picos

Picos de Europa

Escalada del Naranjo de Bulnes

Pirineos,Sistema Central, Alpes

Grupos reducidos y actividades
exclusivas

Peña Santa

Actividades a medida
Trekking, Ascensiones, Crestas

Blog

De la escalada deportiva a la escalada de largos equipada.

Articulo para la desnivel del mes de junio del 2017.

“Persigo la felicidad. Y la montaña responde a mi búsqueda”

Chantal Maudit.

Pasar de escalar muros de deportiva de un largo, a  escalar vías de largos equipadas, es la antesala  antes de  enfrentarnos a paredes de roca completamente desequipadas.

En este paso hay muchos factores a tener en cuenta para poder realizar  nuestras futuras actividades con seguridad.

El objetivo de este artículo es ayudarte a que puedas  identificar cuáles son estos factores y que  puedas empezar a enfrentarte a tus nuevos retos. El camino  es largo y  es necesario no tener prisa, ya que además de conocer los aspectos técnicos, es  importante la experiencia adquirida. Y esta no se puede comprar ni adquirir en dos días.

Escalar este tipo de rutas amplia el de factores que hay que tener en cuenta para poder controlar la seguridad de la cordada, pero también  hace aumentar las sensaciones que nos da el poder escalar este tipo de vías en montaña.

Los anclajes de este tipo de vías, no siempre (Para ello están las rehequipaciones) están en las mejores condiciones. Es posible que  la vía que escalamos  este aun con anclajes viejos, por lo que debemos tener claro que su resistencia no siempre será la óptima, y por lo tanto tendremos que valorar que  en algunos casos no siempre es posible  caer  con tanta alegría como en un muro de deportiva.

Teniendo en cuenta que además en este tipo de rutas los anclajes no suelen están cerca uno de los otros, la caída suele ser más grande de lo habitual. Así que  el anclaje tendrá que soportar un mayor impacto al tener una caída.

Las reuniones son el punto culminante en la seguridad en nuestras escaladas. No siempre montaremos las reuniones como si fuesen anclajes fiables al 100%. Hasta que la  experiencia te de herramientas para valorar cual su calidad.

Tener en cuenta, que en este tipo de rutas, una de las grandes diferencias con la deportiva, es que tendremos que asegurar a nuestros compañeros desde la reunión, ya sea cuando van de segundos, como cuando uno va de primero.

Acostumbrarse a  asegurar en diferentes tipos de situaciones es importante, ya que esta es una maniobra que dará seguridad al primero de cuerda. Tenemos  que asegurar con un sistema diferente al que utilizamos en deportiva. Pasamos de asegurar con un aparato automático en deportiva  a asegurar con aparatos semiautomáticos o completamente manuales. Estos últimos necesitan ser utilizados con guantes y prestar mucha atención ya que  una caída del primero nos puede desplaza hacia la pared y soltar las manos para protegernos, esto puede  provocar una caída  más larga y peligrosa de nuestro compañero.

Y de igual modo poder valorar como son los anclajes de la pared y el tipo de instalación de rapel que debemos hacer.

 

Todos estos aspectos y muchos más deben ser adquiridos correctamente desde la base. Los manuales y la práctica son importantes, pero una correcta formación nos ayudara a que este proceso de aprendizaje sea más rápido y más eficaz. Cuidado con los consejos altruistas basado en “experiencias” personales, no siempre contrastadas. Una buena formación nos dará la respuesta  más razonada  a las dudas que pueden surgir: Cabos de anclaje, montaje de reunión, rapelar con el autobloqueante arriba o abajo…etc.

Como siempre comprueba que tu profesor es un técnico deportivo en alta montaña o en escalada y que cumple con los requisitos administrativos de manera legal.

 

Aparentemente el material para escalar este tipo de rutas no es muy diferente al que utilizamos en deportiva, pero si lo analizamos, veremos que hay algún material de más para las rutas de varios largos.

Que no sea por no repetirlo: Usar el casco siempre.

En cuanto a las cuerdas, la diferencia es que en algunos casos podremos escalar con una cuerda simple y en otras ocasiones necesitaremos ir con cuerdas dobles. Esta diferencia se fundamenta en cuanto de serpenteante sea el recorrido de la ruta y por lo tanto cuanto de separados estén los anclajes (La cuerda pasada por las cintas expres debe ser lo más lineal posible, para trabajar con más rendimiento), la necesidad de descender rapelando (la longitud de esos rapeles) o de si somos una cordada de dos o tres escaladores.

Las cintas expres son iguales que las que utilizamos en escalada deportiva, pero intentaremos llevar alguna más larga, para facilitar que la cuerda este desplegada de la manera más lineal posible. Además de llevar unas pocas cintas espres de montaña (Dos mosquetones y un anillo de 60cm).

El sistema de aseguramiento suele ser un freno  manual, por lo que  necesita de un constante entrenamiento y prestar siempre atención a esta maniobra. Una de las más importantes. Este sistema de aseguramiento es  útil tanto para asegurar a uno o dos segundos de manera automática, para asegurar a un primero de manera manual o para realizar un rapel.

El cabo de anclaje debería ser el más fiable y el que cumpla con las mayores garantías posibles. Hay infinidad de posibilidades, y todas con sus pros y contras. Para mí lo importante es saber cuáles son las limitaciones y ventajas de cada uno y utilizar el que más se acomode a nosotros.

Necesitamos cordino y anillos cosidos para poder montar reuniones, autoasegurarnos en el rapel o poder realizar maniobras de autorescate.

Una de las mayores diferencias con la deportiva, no radica con el material, sino con la gestión del riesgo de la actividad.

Este tipo de actividades conlleva mayor número de riesgos: caída de piedras, posibilidad de pérdida tanto en la aproximación como en el descenso, posibilidad de tormentas eléctricas y un largo etcétera.

Necesitamos planificar las actividades de manera global, ya que no solo es importante el croquis de la vía. Comprobar las condiciones mertereologicas, por donde  comienza la aproximación, por donde se baja del recorrido o si rapelamos, el número de rapeles y sus longitudes, hacer un cálculo aproximado de la aproximación, el descenso y de la ruta de escalada.

Para un cálculo en la aproximación y en el descenso podemos hacer los siguientes cálculos: (Metodo MIDE)

  • Calcular dos horarios, uno el del desnivel (positivo y negativo) y el horario de la distancia horizontal.
  • Elegir el horario mayor y añadir la mitad del menor.
  • Ajustar el horario en función de las características del terreno, si hay sendero etc.
  • Para los cálculos:
    • Desnivel positivo: 400 metros a la hora.
    • Desnivel negativo: 600 metros a la hora.
    • Distancia horizontal: 3/5 km a la hora según el terreno.

Estos datos es para una persona con una cierta capacidad física. Para más información revisar la web del método MIDE.

En cuanto a los horarios escalando, todo depende  de si la dificultad de la ruta este dentro de nuestro grado habitual o vamos buscando el límite. En condiciones de un grado habitual a vista en nuestras primeras vías, tendríamos que ser capaces  de escalar  100m con las reuniones incluidas cada 1hora y 30 minutos. Este horario se puede ver modificado si la dificultad técnica está en nuestro límite, el tipo de escalada (Caliza vertical, placa de granito, etc.) o la habilidad o rapidez en el montaje de las reuniones.

Una vez hayamos calculado el tiempo global de la actividad y comprobado las condiciones meteorológicas, podremos tener en cuenta los horarios y el material a utilizar. Si necesitaremos más agua, ropa de abrigo, o ropa impermeable, frontal, mapa, brújula y GPS.

No dejéis  nada al azar, ya que  cualquier pequeño imprevisto puede ser el que ocasione un accidente.

La planificación es la llave para gestionar el riesgo. No planificar es sinónimo de accidente.

Escalada en Vegacervera

Escalada en Vegacervera

Aún teniendo las actividades planificadas siempre podemos tener algún imprevisto y debemos poder solventarlo. No siempre podemos esperar ayuda externa y aunque esta llegue, es posible que tengamos que empezar a autorescatarnos, ya que en caso de  estar colgados durante mucho tiempo, la suspensión del arnés y la inmovilidad, puede provocar el síndrome del arnes, que es una acumulación de sangre en las piernas por un fallo en el retorno venoso, lo que puede provocar una pérdida de la consciencia y una parada cardiaca, y darse a partir de los 30 minutos. Aun estando consciente si hemos tardado demasiado tiempo, deberemos reaccionar con cautela  una vez estemos con la víctima, hay casos de muerte del accidentado una vez rescatado, ya que el retorno venoso se debe hacer muy poco a poco.

Conocer las maniobras y repasarlas cada cierto tiempo ayudara a tener los conocimientos necesarios para hacer un rescate en buenas condiciones y no exponernos a sufrir un accidente más grave aún, por no hacer  bien las maniobras.

Saber ayudar a un segundo a superar una zona difícil o literalmente izarlo, se hace con un sistema de izado (Polipastos o palan), conocer como subir y bajar por una cuerda tensa, saber rescatar a una persona que rapela, ya sea desde arriba o desde abajo, montar un rapel de fortuna,  rescatar o ayudar a bajar a un compañero que lleva más de la mitad de la cuerda escalada y no podemos descolgarlo hasta la reunión, son algunos ejemplos de maniobras que deberíamos conocer y practicar para que en caso de tener un accidente o incidente en una pared sean maniobras fáciles de repetir bajo un cierto estrés.

Estas maniobras necesitan de un pequeño kit de rescate. El material de este kit depende de nuestros conocimientos, pero una pequeña navaja de pared, un autobloqueante con una pequeña polea, un cordino de machard y un anillo de 1,20cm de dynema tendrían que ser suficiente material para todos los problemas que nos encontremos.  Todo esto acompañado por un pequeño botiquín.

En este pequeño botiquín además de la manta térmica, llevaremos aquello que sepamos utilizar y pensar siempre en reciclaros, un curso de primeros auxilios es fundamental para la vida diaria y nos puede ayudar en cualquier situación.

Todo este material deberemos llevarlo en una pequeña mochila que  llevaremos durante la escalada. Existen multitud de marcas y modelos. Las mochilas tienen sus tallas y es necesario probarlas para ver si nos permiten cargadas realizar cualquier tipo movimiento y ver que no nos limitaran  a la hora  de escalar.

Escalada en Taghia, Marruecos

Escalada en Taghia, Marruecos

Gestionar un rescate es algo que nunca  quisiéramos tener que hacer, pero  si no conocemos como hacerlo, pude que alargue o agrave  la situación. El teléfono de emergencias es el 112. Este número es a través del cual realizaremos la llamada de aviso a los grupos de rescate.

Es muy importante saber dónde estamos para poder dar cuanta más información mejor, ya que esta información será fundamental para agilizar el rescate lo máximo posible. Y esto solo es posible mediante una buena planificación.

El principal problema es la posibilidad de que no exista cobertura para poder realizar dicha llamada. Pero aunque para realizar una llamada al 112 el teléfono utiliza la cobertura de cualquier compañía telefónica, hay en nuestro territorio zonas en la que no hay señal de ninguna compañía y por lo tanto no hay posibilidad de llamar al 112.

En estos lugares (Por ejemplo la zona de la Vueltona en el macizo central de los Picos de Europa) la falta de cobertura, hace que la única solución es la emisora de 2 metros en la frecuencia de 146.175Mhz (Esta necesita un permiso)  o la emisora  que podemos comprar en cualquier tienda de deportes y que nos ayuda a comunicarnos con nuestro compañero de cordada y que en canal 7 subtono 7 podemos intentar dar un mensaje de socorro.

Aunque siempre es importante dejar aviso de donde nos vamos a ir a escalar, ya que en caso de accidente  y la imposibilidad de avisar; tendremos quien de la señal de aviso para iniciar el rescate.

 

Os iniciáis en un nuevo camino lleno de increíbles lugares  que os darán experiencias únicas, disfrutarlo con seguridad, las montañas siempre estarán hay y la prevención es el mejor aliado que podemos tener a nuestro lado.

Salud y tapias.

 

Álvaro Ramos Robles

Guía de alta montaña UIAGM Picos de Europa

Profesor del CEDEC Cantabria

 

 

No hay comentarios.

Deja tu comentario

Nombre*

E-mail*

Website

Comentario*